Reseñas Vida Gamer

Reseña Microsoft Flight Simulator, diversión a 10.000 pies de altura

Tú y yo sabemos que no existe otra manera de iniciar esta reseña, así que dale Play y continúa leyendo.

Damas y caballeros, bienvenidos al vuelo 227 de La Vida es un Videojuego Airlines, con destino a Bogotá, Colombia. Por favor mantenga su cinturón abrochado.

Luego de esta introducción musical, tengo que contarte muchas cosas, pero empecemos con la mayor incógnita que vi en las redes sociales.

¿Cómo se siente jugar un simulador de vuelo en una consola?

Te cuento que se siente increíble, la fluidez que maneja el título hace que jugar con un mando se sienta natural. Para este tipo de juego no necesitarás un mouse o teclado (aunque soporta estos periféricos, mejor déjalos para jugar en el PC). Despegar, volar y aterrizar no serán un problema, eso siempre que realices los tutoriales necesarios.

El juego cuenta con un amplio catálogo de tutoriales, donde se te enseña de todo. Desde controles básicos, hasta navegación VFR, donde estás solo con tus instintos. Son tantos y tan bien explicados, que hasta podrías homologar una materia, si es que vas a estudiar para convertirte en piloto.

Los controles son muy parecidos a cualquier otro juego de aviones, bajas para subir, subes para bajar, aumentas y bajas tu velocidad. Pero no te preocupes por la dificultad, manejar en Flight Simulator se siente tan bien como en cualquier juego arcade de aviones, no como en Supply Lines, la misión del mini avión de GTA San Andreas.

Como odio esta misión.

Otro tema al que le temía la comunidad gamer, era el rendimiento. Recordemos que cuando se lanzó este juego en PC, tuvo algunos problemas con algunos computadores que cumplían los requerimientos recomendados. Yo descargué este juego en mi laptop y a pesar de ser gamer, tenía más FPS Cyberpunk 2077 corriendo en una PS4 Fat que Flight Simulator en mi portátil.

Por eso al correrlo en Xbox Series X, temía que sucedería lo mismo, pero el juego se comportó de maravilla, tiempos de carga muy por debajo de la versión de PC (entre 20 a 30 segundos), sin caídas de frames y un portento gráfico para sorprenderte. Te dejo un par de capturas aquí abajo.

Como puedes observar, estamos ante un juego de gran calidad, con la toma adecuada y quitando las ayudas visuales, podríamos confundir estas capturas con fotos tomadas en el mundo real.

Otro elemento que hace que pienses que estás manejando un avión real, son las comunicaciones con la torre, te llamarán por tu número de vuelo y te indicarán si estás muy alto o bajo, como si en verdad alguien estuviera totalmente pendiente de tu vuelo.

¿Es solo volar o qué más se puede hacer?

En cuestión de contenido, si es posible que estemos un poco cortos, pero no por horas, sino por opciones. Podremos completar el entrenamiento, los vuelos introductorios, los desafíos de aterrizaje y realizar 10 diferentes tipos de vuelos sin ayudas.

Como de la primera opción ya te hablé, vamos con los vuelos introductorios. Son un tipo de viaje que realizas para conocer lugares emblemáticos del planeta, como el Cristo Redentor de Río de Janeiro.

La Torre Eiffel, la Estatua de la Libertad, el Parque Nacional Yosemite o conocer ciudades como Londres, Roma o Tokyo, sin embargo conocer estos lugares de la mejor forma, conlleva descargar un par de gigas más, si de por sí el juego ya es pesado 112 GB, con estos parches podemos llegar a las 120.

Pero Microsoft tiene un haz bajo la manga, puedes descargar 50 GB y el resto lo vas descargando On Demand, si tienes una conexión a internet muy fuerte esta es tu mejor opción. Así no tienes que descargar 20 GB de Washington, sí vas a iniciar viajando a tu casa en Bosa Laureles.

Ahora es turno de los Desafíos de Aterrizaje, el modo más genial de todos, sé que viajar a cualquier lugar de mundo es cool, pero completar estos retos te darán un subido de adrenalina increíble. Aquí deberás tomar el control de una aeronave y aterrizarla de la mejor forma, en escenarios nocturnos, con nieve, fuertes vientos y demás condiciones climáticas adversas.

Por último, tenemos el modo más largo de todos, los recorridos sin ayudas. Cada nivel de los 10 diferentes que están disponibles, dura entre 3 a 6 horas. Pero no te preocupes, puedes recorrerlos por tramos, casi siempre de 30 a 40 minutos para descansar un poco y luego continuar con nuestra travesía.

Pero en este modo descubrí una falla, y es que el juego no es compatible con el Quick Resume de la consola, así que si tenías pensando iniciar un vuelo Bogotá – París, para ir jugando entre partidas Yakuza Like a Dragon, te tengo malas noticias, a penas cambies de juego, no podrás volver a donde lo dejaste.

En el apartado sonoro el juego está bien flojito, pura música de recepción, menos mal existe Spotify en la consola y podemos poner nuestra canción preferida de Los Tigres Del Norte, mientras volamos de Fort Lauderdale a New York.

Por la parte de efectos sonoros, el juego cumple, más no sobresale. Al chocar con el agua o la tierra, no existen explosiones o al menos un sonido de amerizaje, simplemente tenemos una pantalla negra. Pero cada aeronave se escucha diferente, incluso el sonido cambia en función de la ubicación de nuestra cámara lo que hace que el juego tenga más inmersión.

Y al decir cada aeronave, me refiero a los 28 aviones diferentes que tendremos en el juego base, si quieres tener un poco más de variedad, tendrás que adquirir la versión Premium Deluxe, pero te adelanto que no es nada barata, $410.000 pesos colombianos cuesta esta edición que agrega 10 aviones y 10 aeropuertos con mejores modelados. Te preguntarás si son suficientes los del juego base que dan por Game Pass y solo te puedo decir que depende.

Así es todo depende de tu billetera y también tu paciencia, ya que uno de los aviones más rápidos el Cessna Citation Longitude, solo está disponible en esta versión.

Textron Aviation Cessna Citation Longitude visitando el Golden Gate de San Francisco

Bueno, ya cubrimos los gráficos, el sonido, la duración y la variedad, ahora falta el apartado más importante, la diversión. Aquí volvemos a la palabra “depende”, este juego no es nada recomendado para la gente impaciente, Microsoft Flight Simulator es un juego para disfrutar con tiempo, sin afanes. Es un juego para disfrutar el recorrido, llegar a la meta solo es para repostar combustible y volver a los cielos.

Es un juego tranquilo, sin acción desenfrenada y eso tal vez aúllente a algunos gamers, pero para ellos existen muchas opciones, este juego es para los pacientes para los que valoran más el trayecto que el final y al ser uno de ellos, solo puedo citar al poeta Yandel y decir:

Me preguntó como si no supiera nada, me preguntó la nota y temblaba y yo le dije nueve, ella dijo no puede ser, para mí es placer conocerte.

Ando con la melodía de la calle, Relict King.

Para finalizar solo te puedo decir que este juego es un imprescindible de la consola, es un juego para mostrarle a la visita y presumirle a tu primo el poder de tu nueva Xbox Series X. También es un juego que te dará horas ilimitadas de diversión, mezcladas con paz y tranquilidad. Una mezcla poco vista en los juegos de ahora.

Gracias por leer hasta aquí, y me gustaría que me contarás ¿cuál será la primera ciudad del mundo que visitarás en Microsoft Flight Simulator? Déjame tu comentario aquí abajo o en FacebookTwitter e Instagram.

@Relict King – Hail to the King.

¡Nos encantaría saber qué piensas! Deja un comentario.

A %d blogueros les gusta esto: