Reseñas Vida Gamer

Reseña Logitech G923, cuando las sensaciones lo son todo

Antes de empezar quiero dejar en claro que no soy un experto en volantes de alto rendimiento, es más, este es mi primer volante con Force Feedback, para mí ha sido una experiencia totalmente nueva, así que probablemente hable de algo que ya tengan otros modelos o no sea algo nuevo para aquellos que tienen volantes desde hace mucho tiempo.

Por lo que para mí, cada sensación que me hacía sentir este accesorio era un constante:

Tener este G923 ha sido una mejora tremenda y creo que me quedo corto al decir tremenda, es como si hubiera tenido toda mi vida una Sega Saturn y recién comprara una Xbox Series X. Ya verás el porqué.

Este fue el volante con el que me inicié en el mundo de las carreras.

Imagínate mi sentimiento al probar por primera vez una bestia llena de poder como lo es este Logitech G923.

Ensamblaje

Pero empecemos desde el principio. ¿Cómo vamos a poner este monstruo en nuestra habitación? Necesitarás al menos un metro cuadrado para usar de la mejor forma este accesorio, yo usé una mesita de madera de unos 50 cm de ancho y una silla de plástico normal para realizar esta reseña.

Sé que muchos usan estructuras en metal para darle mayor realismo a la experiencia, pero créeme que con la mesita y la silla vas a tener suficiente, claro si tienes la oportunidad de crear o comprar estas estructuras, adelante.

Es importante que ajustes bien la silla y la altura de la mesa, porque luego de conectar este volante a la consola, no vas a dejar de jugar por horas, en mi caso la primera vez que lo use, duré 6 horas dándole derecho solo parando para comer e ir al fondo a la derecha. Ya llevo un poco más de dos semanas con el dispositivo y le he bajado un poco a la intensidad, pero puedo estar jugando cualquier otro juego y ver esos colores mate frente a mí, me hacen poner de inmediato un Forza y salir a la calle a quemar ruedas.

Puesta la mesa y la silla es momento de conectarlo todo, Logitech ha hecho un excelente trabajo en el manejo de cables. Y solo necesitarás un puerto USB en la consola y algo muy importante, una conexión a la luz eléctrica. La primera vez que lo use se me olvido conectarlo al tomacorriente y casi me da un soponcio al ver que no funcionaba. (╯ ͠° ͟ʖ ͡°)╯┻━┻

Una sola tira de cables saldrá de tu volante.

Luego de tener todo ya conectado, (recuerda primero a la corriente, luego a la consola) es momento de sentir el poder en tus manos. (͠≖ ͜ʖ͠≖)

Diseño

Pero antes de hablar de nuevas tecnologías, hablemos de lo bien que está fabricado, con recubrimiento en cuero y un plástico de gran calidad, este volante se siente indestructible. Pero tampoco es muy pesado si deseas jugar mientras lo llevas sobre las piernas, aunque siempre es mejor en la mesita.

Los pedales se sienten un poco más delicados en el plástico, pero el mecanismo metálico es extremadamente fuerte, puedes frenar en seco sin que sientas en ningún momento que se va a romper o lo vas a dañar.

La botonera está perfectamente ubicada para poder usarse con los pulgares, además los juegos detectan a B o Círculo, (dependiendo de que versión uses si es de PS4 o Xbox) como el botón para el freno de mano, asiendo mucho más fácil jugar Dirt 5 o algún otro juego donde tengas que derrapar.

Drift King, Baby.

TrueForce

Ahora si vamos con lo jugoso, usar este volante es simplemente genial, lo probé con varios juegos y en todos ofrece una experiencia increíble.

Sin embargo, no todos los juegos de carreras son compatibles con este dispositivo, puedes ver la lista completa aquí, yo estuve jugando en Xbox Series X y lo que más me sorprendió es que algunos juegos de Xbox 360 y Xbox Clásico, funcionan con el volante, sin siquiera estar en esa lista.

En algunos juegos retrocompatibles, lo toma como un control normal, así que puedes hacerte famoso o famosa en Internet pasando Halo en legendario con tu nuevo volante.

Eso sí, hay juegos donde la experiencia es mejor, sobre todo los que son totalmente compatibles con la nueva tecnología TrueForce, esta tecnología hace que todo lo que sucede tanto por fuera como por dentro del vehículo que estamos manejando se sienta en el volante.

Por ejemplo, con Grid del 2019, sientes el rugir del motor y entre más veloz vayas más sentirás que vibra el volante, también los baches y desniveles de la pista se sienten más, es como si estuvieras en verdad dentro de la cabina. Lastimosamente no son muchos los juegos que usan esta tecnología, en verdad espero que más títulos se sumen a esta lista, sobre todo Forza Horizon 7, que es uno de los simuladores más completos hasta la fecha.

Ahora bien, esta vibración conlleva un precio, y es el ruido que hace. Si tienes pensado jugar en las noches cuando llegues de trabajar y tu pareja piensa dormir mientras tanto, es mejor que vayas buscando una almohada y una manta para dormir en el sillón. El ruido que hace es un poco fuerte y no dejará dormir a nadie.

Otro inconveniente que encontré es la facilidad con que se resbalan los pedales, y esto tiene que ver principalmente con el freno, pisarlo a fondo necesita fuerza y esta se traslada al cuerpo de plástico.

Pensé ubicarlos al fondo de la habitación y que pegarán contra la pared, pero ¡oh, sorpresa! El cable de conexión se golpearía y pues adiós al volante.

Cable de conexión de los pedales

Si el piso de tu habitación es en baldosa puedes colocar un tapete debajo de los pedales y esto mejorará el agarre, puede que aún se resbale un poco, pero ya no será tan grave. Me gustaría que para otra versión de volantes, este cable estuviera mucho más alto para evitar que se aplaste con la pared.

Otro problema que vi, es que si juegas en consola, no aprovechas al 100% todos los botones, hay algunos que quedan inutilizables por defecto y si el juego con el que vas a usar el volante, no tiene opción para configurar botones individualmente, no hay forma de usarlos. Sin embargo, lo más importante sí se configura de forma automática.

No vas a tener problema en acelerar, frenar, virar o hacer cambio de marcha, todo queda cubierto y antes de saltar a las conclusiones, manejar con las opciones de cambio manual y con embrague, es la experiencia de conducción más realista que he tenido, sin duda es un dispositivo “Game Changer” con estos ajustes.

Conclusiones

Para terminar, solo te puedo decir que el nuevo Logitech G923 es un accesorio indispensable para los fans de la velocidad, ya que este transmite todo lo que se puede llegar a sentir si fueras un piloto profesional en Forza Motorsport 7 o un loco desquiciado a bordo de una podadora en Wreckfest, no importa que juego pongas, siempre tendrás la mejor experiencia.

¿Y los demás usuarios? Ellos también van a quedar encantados al igual que yo, que lo más extremo que juego en cuestión de velocidad es Mario Kart o Crash Team Racing y que ahora con este volante pienso completar al 100% Forza 7, usando solamente este increíble dispositivo.

Gracias por leer hasta aquí y si deseas adquirir este volante y estas en Colombia, puedes encontrarlo en MercadoLibre o Panamericana, si estas fuera de nuestro país, en Amazon también lo puedes encontrar (Versión PlayStation – Versión Xbox. Y mientras haces las cuentas de a cuantas cuotas lo vas a sacar, dime. ¿Ya habías jugado antes con volantes? ¿Qué te parece esta experiencia? Déjame tu comentario aquí abajo o en FacebookTwitter e Instagram.

@Relict King – Hail to the King.

1 comment

¡Nos encantaría saber qué piensas! Deja un comentario.

A %d blogueros les gusta esto: